11/09/2013 | UNA VIDA DE CONOCIMIENTO
El CONICET festejó sus 55 años en Tecnópolis
Su presidente, Roberto Salvarezza, destacó el rol que cumple la investigación como motor del desarrollo nacional
Celebración de los 55 años del CONICET
Celebración de los 55 años del CONICET

Bajo el lema “Una vida de conocimiento” se llevó a cabo en Tecnópolis la conmemoración por los 55 años del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET). El acto estuvo presidido por el ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva, Dr. Lino Barañao, y por el presidente del Consejo, Dr. Roberto Salvarezza.

En la Nave de la Ciencia más de 800 asistentes participaron del reconocimiento otorgado a 24 investigadores con la distinción honorífica Investigador Emérito y a 107 investigadores por su promoción a la Clase Superior en los años 2009 y 2012.

Durante su discurso, el ministro de Ciencia y Tecnología, Lino Barañao, destacó que “poder festejar los logros del CONICET, es un logro colectivo. En la dictadura los científicos eran peligrosos, en los 90 prescindibles; hoy estamos sacando la ciencia de un papel solamente cultural, una actividad para pocos, y la estamos poniendo al servicio de la industria y el desarrollo del país”.

El ministro hizo referencia a que hoy la sociedad valora fuertemente a la ciencia y que “en este modelo, que afortunadamente ha imperado durante una década, la ciencia argentina juega un papel que nunca tuvo antes”.

En su alocución el presidente del CONICET, Roberto Salvarezza, se refirió a la evolución del organismo a lo largo de la historia argentina, y destacó la actualidad que vive el sistema científico y tecnológico en el país. “La reconstrucción del sistema científico fue una tarea que emprendió el gobierno nacional en el año 2003 retomando un objetivo claro: la ciencia y la tecnología como un insumo básico para el desarrollo del país. Un sistema que conduzca a una mejor calidad de vida de los ciudadanos”.

Esta reconstrucción, según Salvarezza implicó “cambios profundos en las políticas que se venían realizando en Argentina. Desde lo simbólico a través de la valorización de la Ciencia y la Tecnología como actividad destacable y reconocida en la sociedad, y económicos incrementando considerablemente el aporte económico del Estado Nacional a este sector científico del país”.

En el 2003 hubo una clara decisión del Estado Nacional para que la Ciencia y Tecnología sean el motor del desarrollo nacional. “El CONICET como organismo nacional de ejecución y promoción de la Ciencia y la Tecnología presente en todas las instituciones y en todo el país recibió un fuerte apoyo del gobierno nacional que se reflejó en un constante incremento de su presupuesto que avanzó de 265 millones en 2003 a 3.000 millones en 2013”, indicó su presidente.

A lo largo de su discurso Salvarezza fue marcando que en estos diez años se duplicó el número de investigadores revirtiendo el envejecimiento que presentaba su plantel de científicos. Hoy en día cuenta con un plantel de investigadores con una excelente distribución de edad y de género.

Un aspecto que resaltó esta dirigido a la relación del CONICET con las universidades públicas, a fines de promover la investigación científica y tecnológica en todo el país. “No podemos concebir el CONICET actual sin la Universidad Pública a su lado, como socios”, ya que “el 90% de los institutos del Consejo son de doble dependencia con universidades públicas”.

Las universidades están asociadas a las distintas acciones de federalización que impulsa el organismo. “Estamos trabajando con las universidades del interior que deseen fortalecer sus actividades de investigación y desarrollo a través de los Centros de Investigaciones y Transferencia. Esto implica relocalización de investigadores con fuertes estímulos, apoyo en becas y postdoctorados, junto con infraestructura”, destacó Salvarezza.

En este sentido, dio cuenta que a fin de estimular la investigación orientada a resolver problemas regionales o de organismos de control y aplicación, se sumaron a los tradicionales Proyectos de Investigación Plurianuales (PIPs) los Proyectos Orientados donde están las universidades, la Fundación YPF y el SENASA.

El organismo cuenta actualmente con 7.500 investigadores, 2.300 técnicos, 1.100 administrativos y financia el postgrado y postdoctorado de 9.100 estudiantes que realizan sus tesis doctorales en las universidades del país.

El CONICET se compone de 192 institutos y centros de investigación, 13 Centros Científicos y Tecnológicos, y dos centros multidisciplinarios. Recientemente se crearon 6 Centros de Investigaciones y Transferencia. Por su parte, el organismo se encuentra entre las 100 primeras instituciones en cuanto a la producción y calidad de trabajos científicos, de un total de 3300 en el mundo. Y en este sentido, está posicionada segunda en Latinoamérica y primera en Argentina.

El Consejo Nacional conmemoró así sus 55 años de creación que se remontan a principios de la década del ´50. Como primer antecedente se destaca, en el año 1951, la creación del Consejo Nacional de Investigaciones Técnicas y Científicas (CONITYC), un organismo que 7 años más tarde daría lugar al CONICET, un 5 de febrero de 1958.

Para ver el video de los 55 años del CONICET haga click aquí.

Para ver el discurso de Roberto Salvarezza haga click aquí.

Imágenes
cerrar
Últimas entradas
13/12/2018
El Estado Nacional galardonó a Andrés Bisso y Juliana Cassataro. Además, Carlos Muravchik, experto de la CICPBA, recibió el Premio Jorge Sábato
12/12/2018
Se trata del Observatorio Argentino–Alemán de Geodesia, que depende de ambos países. Se reunieron con su director para planificar futuras acciones
07/12/2018
El Centro de Estudios Parasitológicos y de Vectores organizó un encuentro para compartir experiencias de divulgación científica
07/12/2018
Es la máxima distinción honorífica del organismo. Siete expertos de centros e institutos de la región integran la nómina de 40 homenajeados
03/12/2018
Científicos y representantes de organismos de ciencia participarán del evento comentando sus experiencias de vínculo con la sociedad